CREMA DE MIJO con CALABAZA VERDE

admin

13 de abril de 2021

Hace poco me preguntaron cual era mi verdura favorita. Jo, estas preguntas son «la repanocha» porque son muchas las que me apasionan, pero sin pensar mucho conteste: la calabaza. Si, porque este fruto de la huerta me fascina, por su sabor, por su color, por su versatilidad, por todos sus beneficios y porque una vez recogida se conserva durante meses, con lo cual la tienes en la despensa y siempre tienes una hortaliza disponible para cualquier tipo de plato.

Pero tengo que mencionar que hay una que me chifla especialmente y es la «potimarron» verde. La más conocida es la naranja, mi segunda favorita…¡una exquisitez!. Así que imagínate lo extraordinariamente deliciosa que es la verde. 

Las calabaza «poti» como muchas abreviamos con cariño en Euskal Herría, reciben este nombre del francés. En el mundo macrobiótico e internacional se conocen como «hokkaido» haciendo mención de esa fascinante isla en Japón.   Lo cierto es, que su autentico origen  es americano, posteriormente se empezaron a cultivar en las islas niponas donde son muy populares y se encuentran  en muchos platos de su gastronomía. Hoy en día las encontramos en Europa, Asia y América. Otro nombre que reciben es kabocha y kabosha en Mexico

La calabaza verde «potimarron» es de un naranja muy intenso en el interior, se puede usar con piel porque es fina. es de sabor dulce e intenso con matices de castaña, con una textura terrosa y muy rica en  almidones. Ideal para sustituir cualquier plato que lleve patata. Vamos, nada que ver con esas calabazas que sueltan mucha agua y que apenas proporcionan dulzor o sabor. 

El otro día me preparé una deliciosa crema de mijo y calabaza verde para desayunar. Como sois tantas las que todavía andáis a vueltas con los desayunos y/o buscáis más variedad, aquí va esta sencillísima receta que os va a proporcionar todos estos beneficios.

  • Alcaliniza
  • Mantiene un buen nivel de azúcar en sangre.
  • Equilibra los altibajos emocionales
  • Energía estable y duradera
  • Favorece el esfuerzo mental
  • Contra el estrés 
  • Refuerza el sistema inmune
  • ¡Está riquisíma!

Ahora que conoces esta exquisitez, si la ves, no puedes no llevarla a casa y quedarte sin disfrutar de este saludable manjar.

CREMA DE MIJO CON CALABAZA VERDE

2-3 porciones

Tiempo de preparación: 5 minutos

Tiempo total: 40-45 minutos

Ingredientes:

  • 1 taza mijo
  • 1  trozo de calabaza «hokkaido» verde
  • 4 tazas de agua
  • 1 pizca de sal marina 
  • Semillas tostadas

Elaboración:

  • En primer lugar debes lavar muy bien el cereal. Normalmente lo coloco en la cazuela que lo voy a cocinar y el mijo en concreto, lo enjuago y escurro unas 4 veces.
  • En esa misma cazuela mantén el mijo, añade el agua y pon al fuego. 
  • Mientras tanto retira las semillas de la calabaza y corta en cubos medianos. Recuerda que la piel es muy fina y no necesitas de retirar.
  • Una vez que hierva el cereal, desespuma, añade la calabaza y cuando rompa de nuevo a hervir incorpora la sal. Recuerda que las cremas tienen que ser dulces, así que es un poquito de sal la que se añade. Suelo poner una pizquita por cada porción. 
  • Cocina a fuego mínimo durante unos 40 minutos aproximadamente o hasta que se consuma el agua. Si tienes una cocina de gas te recomiendo utilizar un difusor.
  • Retira del fuego y remueve para que se rompa la calabaza y todo el mijo adquiera su dulzor y color. Sirve con semillas de sésamo, calabaza o pipas de girasol o algún fruto seco tostado y troceado, de esta manera la crema será más nutritiva y energética, ayudará a mantener mejor nivel de azúcar y estará más rica.

Tal vez te interesa leer…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro Boletín y recibe nuestro E-book

Además de descargarte nuestro e-book de recetas, mantente informado de nuestras actividades, recibe recetas, información sobre alimentación saludable, etc.

Consentimientos

Has realizado la suscripción correctamente